lunes, 21 de marzo de 2011

, , , , , , , ,

Un mar de música

La gripe vino sin avisar y me dejó con todos los síntomas en pleno verano (asolapado), así que no me quedo otra que comer un rico ceviche y escuchar todos los discos que bajé esta semana (Elbow, Spacemen 3, The Black Keys y Adele) y curarme frente al mar.

Imaginé que me había hecho totalmente inmune a la gripe (en cualquiera de sus variantes), sin embargo, a más de un año volví a contagiarme de este virus que es típico circule en el cambio de estación.

No me automedico o compro pastillas para aliviar los síntomas, prefiero aguantarme la fiebre, el dolor muscular generalizado, el dolor de cabeza, el catarro, etc... y compartirlo en la cabina de Internet, en el bus, en la casa, el centro comercial o cuanto lugar se pueda al estilo de la ceguera de Saramago.

Pero para evitarme tremenda epidemia opté por permanecer en casa, lo que me permitió echarle más ojo a los libros y revistas que compré en Quilca hace unas semanas y... por supuesto escuchar música mientras termino un relato que se está macerando hace tres semanas.


¿Qué hay para escuchar?

The Black Keys, unos brothers (así se llama su último disco) que empezaron como teloneros de Radiohead y terminaron gustando a Thom Yorke, Robert Plan y varios patrulazos más. He bajado sus nueve discos y creo notar una originalidad en su forma de hacer Indie rock, sazonado de blues que se sirve bien con la voz del vocalista, Dan Auerbach, quien tiene disco como solista y pooor la... música, no necesito de ansiolíticos para llegar estar tan bien con canciones como Whispered words, Mean monsoon y My last mistake.
Los conocí en MTV, parece raro, sí... un poco, pero ellos han preferido mantenerse fuera de lo comercial sacando pocos videos, y el que los hizo conocido es
Tighten up, para meterse a los bolsillos de todos con la carita tierna de un chibolo cantándole a una niña: "I wanted love, I needed love".

De EEUU me voy para Inglaterra, en donde a parte de nacer más de 14 banas al día, Adele, una chica de buen diente y poca timidez de mostrarse gordita, pero de una gran calidad vocal que llega a un registro como el de la coquera Amy Winehouse que con el mismo estilo, soul y jazz, ganó Grammys. Su primer disco, 19, es un proceso armónico entre su voz y el sonido de los instrumentos (metiendo dedo -o el mouse- la computadora) y esa se encuentra en My same... si bajas el disco en edición "de luxe" podrás escuchar diez canciones más a guitarrazo limpio, otro gran logro es la canción Make you feel my love de Bob Dylan... para cortarse las venas. Su segundo disco, 21, ya demuestra una madurez en cuanto a la unión de su voz con elementos sonoros que van más al mismo ritmo, un hit escuchado es Rolling in the deep, video de una perspectiva visual.

Ahora, el grupazo del cual me he templado (de sus integrantes no): Elbow.
De Wikipedia  he sustraído esto: "El grupo ha sido aclamado por su sonido fresco e innovador, recibiendo críticas halagüeñas por parte de los medios y de artistas como REM, Radiohead, Coldplay, Blur o U2".
Y no va para más, Elbow tiene una onda parecida a estos grupos, sólo que son más originales y es contemporáneo a ellos, excepto a U2, que ya debe optar por retirarse.
Sólo puedo decir "bájense todos sus discos y EP's".

Y aquí va el mejor videoclip que he visto después de Karma police de Radiohead:

Powder blue
"Me ha dejado con la angustia, son esos amores que matan, a pesar del impacto que sufre su relación (carro) ambos acaban heridos, a uno de ellos los deja como en el Limbo, sin poder pisar el suelo, suspendido, sin sentido y sólo queda un poste en cual le permite aún estar en contacto con los demás. Ella despierta con ansias para buscarlo. Surge la tercera persona que busca lo más preciado, pero no puede más. Ellos han vuelto a unirse."


Otro buen grupo, Spacemen 3, cargados del rock psicodélico de los 70', una recomendable es I love you, no sólo para dedicarla sino para disfrutarla.

Tal vez frente al mar y eso fue lo que hice exactamente ayer... me fui para Chorrillos para comer un rico ceviche de corvina entre ola y ola... mientras el último día de verano se iba.

Ah... hoy es el Día Mundial de la Poesía. Resuciten, César Vallejo, J.M. Eguren, Juan Gonzalo Rose, Blanca Varela, Javier Heraud (el chibolo), Jorge Castillo Fan, José Watanabe y reciban un fuerte abrazo, paisanos por brindarme esa sustancia que en sus letras posaron. Y para los de fuera, Rimbaud, Baudelaire, J.L. Borges, Loca... perdón: Lorca, Rubén Dario (que desde el 2007 no te leo) y Andre Breton. Y qué mejor leerlos una y mil veces.

Hasta un próximo lunes.
Publicar un comentario